Los imprescindibles de Palma de Mallorca

Poco a poco la pequeña y a su vez cosmopolita ciudad de Palma ha ido convirtiéndose en una atractiva y conocida ciudad europea muy famosa como destino vacacional. Mallorca es, sin duda, la opción idónea para miles de visitantes procedentes de todo el mundo que deciden pasar unos agradables días disfrutando de las increíbles playas de agua turquesa y arena fina, puestas de sol románticas, numerosos restaurantes y chiringuitos de playa donde degustar todo tipo de gastronomía y bares de copas donde divertirse unas horas entre risas y anécdotas. Pero uno de los mayores placeres para todos quienes visitan Palma es poder disfrutar de las estrechas calles del casco antiguo de esta ciudad, perderse en su historia, su cultura y tradición.

Bo Hotel cuenta con una localización de ensueño, ya que se encuentra ubicado en el corazón de esta ciudad, en pleno casco antiguo de Palma. Nos gustaría invitarle a perderse por sus callejones, descubriendo cada rincón, monumento y lugar que consideramos que nos debes perderte durante tu estancia en nuestro hotel.

  • La Catedral de Palma: La Seu es, sin duda alguna, el emblema de la ciudad. Esta imponente catedral que da la bienvenida a los visitantes que llegan por mar y que está ubicada en plena bahía de Palma, es de estilo gótico y empezó a construirse en 1229 después de la conquista del Rey Jaume I. Desde Bo Hotel podrá disfrutar de un agradable paseo por el barrio de La Lonja, pasando por el Parc de la Mar hasta llegar a la Catedral. Le recomendamos que la visite y descubra el espectacular rosetón central y sus 61 ventanales que llenan de luz este espectacular lugar y que hacen que La Seu se conozca como la Catedral de La Luz. Su horario de apertura es de lunes a viernes desde las 10.00h de la mañana. La hora de cierre depende de la época del año Los sábados también puede ser visitada e las 10.00h a las 14.15h.

  • Parc de la mar: Junto a la Catedral de Palma se encuentra el Parc de la Mar, construido en los años ‘70. Desde este bonito parque urbano de aproximadamente nueve hectáreas de superficie, los visitantes podrán deleitarse con unas increíbles vistas a las Catedral de Palma, La Almudaina, la bahía de la ciudad y el lago de agua salada ubicado en el centro del parque y que simboliza el mar.

  • Plaza Cort: Esta histórica plaza constituye el centro neurálgico de la ciudad de Palma. Reconocerá enseguida la plaza de Cort, porque en su centro se encuentra su famoso y milenario olivo. Este árbol procede de una histórica finca del pueblo de Pollensa y hoy se ha convertido en escenario para numerosos turistas que quieren inmortalizar el momento junto al majestuoso olivo. Además, la plaza alberga el Ayuntamiento de la ciudad y el Palau del Consell de Mallorca. No dude en saborear un café en cualquiera de sus bonitas terrazas para disfrutar del encanto que ofrece la concurrida plaza.
  • Calle de Sant Miquel: A pocos minutos de la Plaza de Cort encontrará una de las calles peatonales más transitadas del caso histórico de Palma. Debe su nombre a la iglesia de San Miquel, ubicada en el centro de la calle. Nuestro consejo es que pasee tranquilamente por su calzada y encontrará numerosos comercios donde adquirir regalos y artículos de todo tipo.